Portal Winny
Portal Winny
Fertilidad

Fecundación in vitro, aprende cómo funciona y si aplicas a este método

Pareja visitando a su médico
La fecundación in vitro es uno de los mejores tratamientos de fertilidad con alta tasa de éxito.

El camino hacia la maternidad suele ser muy hermoso, aunque en ocasiones no es tan fácil como debería. Si estás teniendo dificultades para concebir, tal vez ya hayas escuchado hablar de la fecundación in vitro (FIV). Más de 8 millones de bebés han nacido en el mundo gracias a esta técnica. Conoce en qué consiste y si eres candidata para el procedimiento (Cleveland Clinic, 2022).

¿Qué es la fecundación in vitro y cuándo se realiza?

Todas las etapas del embarazo deberían transcurrir con normalidad en tu cuerpo. Sin embargo, cuando por alguna razón no es posible, se puede realizar la fecundación por medio de un laboratorio; esto se da al unir tu óvulo con un espermatozoide fuera de tu cuerpo, para posteriormente implantarlo en tu útero. Así transcurre la fertilización in vitro (MedlinePlus, 2022).

Las principales razones por las que se opta por la fecundación in vitro son (Medline Plus, 2022; Mayo Clinic, 2021):

  • Edad avanzada de la madre.
  • Trompas de Falopio obstruidas o dañadas, ya sea por una enfermedad inflamatoria o cirugía previa.
  • Endometriosis.
  • Alteraciones en la ovulación.
  • Alteraciones genéticas en uno o ambos padres.
  • Cáncer u otra condición grave, que haya obligado a congelar los óvulos.

Esta técnica permite que mujeres que, por alguna condición física no logren embarazarse, puedan convertirse en madres de un bebé con sus genes a través de portadoras gestacionales.

Ventajas de la fecundación in vitro frente a otros métodos

fecundacion-in-vitro-2

Existen muchos métodos de reproducción asistida; sin embargo, la FIV suele tener mejores resultados. Algunos de estos son (Northern California Fertility Medical Center, s.f.):

  • Funciona en muchos casos en los que otros métodos, como la inseminación artificial, han fallado.
  • Se puede utilizar esperma y óvulos donados cuando aquellos de los padres no son aptos por alguna razón. Es similar a una adopción, pero con la experiencia completa que incluye la gestación y el parto.
  • Tienes control sobre el embarazo y el momento en que tu bebé nacerá. Esto te ayuda a planificar tu familia y tu tiempo.
  • Aumenta la probabilidad de tener un bebé sano y libre de enfermedades de herencia genética. Al mismo tiempo, disminuye el riesgo de aborto espontáneo, ya que estas alteraciones son la principal causa de ello.
  • Incrementa las probabilidades de concepción y tiene la mayor tasa de nacidos vivos en comparación con otros métodos de reproducción.

¿Cuántos tipos existen?

Existen dos tipos de fecundación in vitro, los cuales describimos a continuación (Paraiso et al., 2021):

  • FIV convencional. Donde se coloca el óvulo y los espermas en la misma placa para que ocurra su unión.
  • Inyección intracitoplasmática de espermatozoide. Como su nombre lo indica, el esperma se introduce en el óvulo mediante una microinyección. De esta manera, se controla cuál es el que lo fecundará. También es útil cuando el espermograma refleja algún problema en la movilidad de los espermatozoides, lo que impediría que entre por sí solo.

Las técnicas pueden variar en el uso o no de medicamentos para la estimulación de los ovarios; de esta manera, mientras más se use tratamiento, mayor sintomatología presenta la madre. Pero también se incrementa la probabilidad de tener óvulos maduros, aptos para la fertilización y de reducir el tiempo entre intentos (Saucedo et al., 2021).

¿Qué debo saber antes de realizar la FIV?

Lo primero es tener en cuenta que, aunque se haga este procedimiento de manera adecuada, no todos los embarazos llegan al nacimiento. Hay muchos factores que influyen en esto, siendo la edad materna uno de los principales. Las estadísticas revelan que la tasa de éxito varía entre quienes se someten a la fecundación in vitro. De manera que (Cleveland Clinic, 2022):

  • Las mujeres menores de 35 años tienen mayor probabilidad de llegar al término de la gestación; sin embargo, solo el 46 % de ellas lo consigue.
  • Solo un 22 % de las mujeres de 40 años o más llegan al término adecuado de la gestación.

Además, debes saber que hay algunos requisitos que te hacen apto para la fecundación in vitro, estos son (Saucedo et al., 2021):

  • Tener la posibilidad de producir óvulos maduros.
  • Estar libre de anomalías uterinas que impidan la implantación del óvulo fecundado en el útero o el crecimiento del bebé.
  • Poseer una adecuada reserva ovárica. En caso contrario, se tendrá que recurrir a óvulos de donantes.

Por último, te recomendamos que continúes aprendiendo sobre la fecundación in vitro y que procedas a una consulta ginecológica antes de considerar cualquier tratamiento de fertilización. También deberás hacer todas las preguntas necesarias para que tengas claridad sobre el procedimiento que se te realizará y su probabilidad de éxito.

¡Comparte este artículo!

Aplican términos y condiciones



Artículos relacionados

Salud Embarazadas

Hipertensión gestacional ¿por qué aparece y cómo tratarla?

La hipertensión gestacional es una condición exclusiva del embarazo.

Salud Embarazadas

Desequilibrio hormonal: cuáles son las causas más frecuentes

Descubre cuáles son las causas más comunes de un desequilibrio hormonal en el embarazo.

Salud Embarazadas

Causas del labio leporino: riesgo y cómo se diagnostica

¿Estás embarazada y te preocupan las causas del labio leporino? Te contamos cómo se diagnostica.